Publicada en

Consagración del Caldero de bruja.

caldero-de-bruja

Hoy hablaré sobre el Caldero de l@s bruj@s. Para todos los que practicamos la Mágia, es el elemento más importante que tenemos, pues… ¿que sería de un Bruj@ sin su caldero? .El caldero es la matriz, es la esencia pura de la brujería y la magia. Por lo tanto es el instrumento más importante de poder en la magia.

 

Consagración del Caldero de bruja.

 

Consigue transformaciones verdaderamente prodigiosas. Es a través del caldero donde los rituales de magia adquieren la fuerza necesaria para culminar con éxito un trabajo.
Se considera un elemento femenino.ES ..AGUA…FUEGO…TIERRA Y AIRE. En cada momento a través de él y cambiando las orientaciones se convocan a los genios de las cuatro elementos o Atalayas, según las creencias de cada bruj@.
En él se hacen las ofrendas, se guardan los símbolos, se recogen las peticiones o se quema todo lo que queremos apartar de nuestra vida, haciendo el ritual conveniente para cada ocasión.
El Caldero es el centro de los rituales de los solsticios y los equinoccios en casi todos los los rituales es en el cual ocurren transformaciones mágicas.
El Caldero tradicionalmente tiene que ser de hierro y estar apoyado en tres patas, las tres patas simbolizan la trinidad. No es difícil de conseguir, creo que en casi todas las capitales aún quedan artesanos que los hacen. También cabe la opción como le digo a mis aprendices de brujas, que para empezar consigan un caldero de barro, lo pueden encontrar en cualquier tienda que oscila entre  unos 8 euros, cuando sean unas brujas ya más adelantadas en las enseñanzas, podrán comprar el caldero de hierro, pero para empezar pueden hacerlo con algo que no se resienta  mucho tu  bolsillo, también puedes tener un recipiente de hierro y apoyarlo sobre tres piedras.

CONSAGRACIÓN:

Debe hacerse durante la Luna Nueva, un Domingo, en un lugar exterior coloca el caldero rodeado de piedras, flores, conchas, pétalos de rosas blancas, y velas de color rojo encendidas, siempre en número impar, el rojo es el color de la fuerza y el fuego. Dentro pon hojas de verbena, albahaca, romero , laurel todo a partes iguales y cuatro gotas de esencia de ámbar, al final agrégale tres gotas de tu perfume , el que usas a diario.
Rocía las hojas con esencia de Romero y prendelas con una cerilla de madera.
Cuando el fuego este alto di las palabras del conjuro.
”Esta es la matriz de todo,
deseo que Dios, los Ángeles , Arcángeles y seres de luz( también puedes nombrar aquí los dioses o diosas que correspondan a la religión que profeses.) bendiga este instrumento de trabajo y me bendiga a mí para que consiga utilizarlo con sabiduría, humildad y amor.
En perfecta confianza pongo al servicio de los seres de luz este arma de poder que me comprometo a que jamás sea utilizada para causar daño alguno. Conferídle la fuerza necesaria para que pueda defenderme de las energías o espíritus dañinos y atraer a través de él los dones y privilegios de las fuerzas de los cuatro elementos”.

Se dice tres veces…
“COMO YO LO DIGO QUE ASÍ SEA”
A partir de ese momento tienes tu caldero de bruja. Se usa para con las hierbas e inciensos que corresponda hacer ofrendas. Quemar en el los símbolos de los enemigos para que se aparten de nuestra vida. Custodiar en él, papeles, objetos, representaciones de cosas que queramos que se resuelvan o se promociones, muñecos de sanación, hierbas para potenciarlas etc.
Por ejemplo, la fotografía de un ser querido enfermo. Un documento de un juicio, medicinas, amuletos, peticiones escritas.
Y como siempre, sabiendo que lo que introduzcas en él se potencia a tu favor, usa tu imaginación para potenciar lo que creas necesario y cuando lo hagas, visualiza a la vez lo que quieres que el caldero propicie.

JAMÁS UTILIZAR EL CALDERO PARA EL MAL O PARA HACER EL MAL A OTRAS PERSONAS.

María Mayor. Octubre de 2013

Licencia Creative Commons

Deja un comentario